Educación

Confieso que me he hecho bolas muchas veces, pero nunca lo uso como remedio para la abulia.

¿Qué pasa con los legisladores mexicanos que ni lo hijo de puta se les concreta?

Ya no sé si tiene algún sentido reflexionar sobre aquella propuesta para disminuír las horas de estudio de la Historia de México, pero igual me encontré un texto de Vargas Llosa que desenmascara la hasta ahora fallida intención.

(Dice así porque no encuentro cómo ponerle las cursivas):

¨La mejor manera de definir a una sociedad cerrada será que en ella la ficción y la historia han dejado de ser cosas distintas y pasado a confundirse y suplantarse la uno a la otra cambiando constantemente identidades con en un baile de máscaras.

En una sociedad cerrada el poder no sólo se arroga el privilegio de controlar las acciones de los hombrs -lo que hacen y lo que dicen-; aspira también a gobernar su fantasía, sus sueños y, por supuesto, su memoria. En una sociedad cerrada el pasado es, tarde o temprano, objeto de una manipulación encaminada a justificar el presente.¨

(Y he aquí lo más bonito y la razón por la que voy a pedir chamba como maestra de historia próximamente):

¨En una sociedad cerrada la historia se impregna de ficción, pasa a ser ficción, pues se inventa y reinventa en función de la ortodoxia religiosa o política contemporánea, o, más rústicamente, de acuerdo a los caprichos del dueño del poder.¨

Nomás imagínense, usen el pequeño dictador que todos traemos dentro. Contar la historia como me late que fue, como me gusta contar las historias.

A mi la parte que menos me gusta de la historia es cuando se muere Juárez, el periodo de Lerdo de Tejada, un pobre tipo gris que se me figura mucho a Santiago Creel.

One thought on “Educación

  1. Hasta que escrebiste algo mi estimada, añorada, soñada y ***ada, y también ***ada güera. Yo de vacaciones pero intentando leyerte desde hace rato sin que aparezcas por ningún lado. En fin. Saludos y eso de que Lerdo de Tejada era gris como Creel no es tan exacto. Digamos que supo manejar muy bien al hijo de puta que todos llevamos dentro, pero que no consiguió dominarlo tan bien. Bueno. Adiós.
    Fábrica de polvo

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s