Los Sopranos

Llámenme lenta, pero apenas voy en la segunda temporada.

Pasa que yo no veo tele, la rento.

No pago cable y nunca le he permitido a nadie, mucho menos a una televisora, disponer de mi tiempo (como “en el lunes a las 8:00 pm te chingas y llegas a tu casa a ver no sé qué”).

Estoy en pleno proceso de enamoramiento. Tony Soprano es esa vieja fuerza de la naturaleza que funciona con absolutos. Se cuestiona sí, pero tiene un sistema moral a prueba de balas que le contesta todas sus preguntas de forma conveniente y lo deja completamente tranquilo.

Es curioso que dicha característica resulte despreciable en una persona normal pero sea justamente lo que nos haga adorar a un personaje de ficción.

5 thoughts on “Los Sopranos

  1. también se puede adorar a alguien de carne y hueso así. tengo un amigo que es el fiel retrato (hasta físicamente) de tony soprano. ahora que lo recuerdo, hace años que no lo veo. debería llamarlo (jeje, digresión!)

    abrazo!

  2. La televisión digital ha cambiado todo eso. Supongo que en México tardará un rato en pegar, pero acá ya nadie ve la tele a la hora en que la pasan. Puedes grabar toda una serie completa con el pulsar de un botón y verla cuando quieras.

    Yo de todos modos no veo tele, y por eso ni sé usar las teles nuevas, así que mejor me callo.

  3. Pero cómo. Si Tony “tiene un sistema moral a prueba de balas que le contesta todas sus preguntas de forma conveniente y lo deja completamente tranquilo”… ¿Por qué va a terapia?

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s