Quiero ser Wayne Coyne

Lo único bueno de este día es el día de ayer.

***

Hoy por ejemplo he tenido pláticas como sopa fría:

-Oye ¿tienes algún premio?

-Premio ¿como de qué? (me quedo pensando que de todos modos no tengo ninguno así que no hace falta ser más específico). Mmmm, ¿premios? No no. Risita nerviosa, preludio a que me salga lo listilla, eso que sólo me sale cuando algo me duele… mi único premio es que me sigan publicando todo lo que me da la gana, ah y que me hagan comentarios en el blog. Ése es un buen premio.

-No no, pero yo hablo de premios de verdad. Deberías buscar uno. Conozco periodistas que escriben la mitad que tú y tienen un chingo de premios. También conozco escritores malísimos que tienen uno. Es cuestión de afanarse. ¿Tú por qué no tienes uno?

-No sé. ¿Será que no me lo merezco? Juar juar. (Nothing better than early morning self-referential jokes).

-Eso no tiene nada que ver.

-Fuck.

***

Ayer en la Cineteca pasaron un documental sobre los Flaming Lips. Fearless Freaks. El director es tan ruidoso y tan malo como eran los Flaming Lips en sus inicios, pero tiene la misma fuerza cruda que arrebata amor.

Me dio como esperanza porque Wayne Coyne tiene uno de esos espíritus de pelo chino: infantiloides, clavado en la textura que para todo pela los ojos, que a todo le entra con el mismo abandono suicida. Bellísimo.

Coyne sabe dejar de ser quien fue para ser quien es ahora.

Yo espero seguir con rizos en el alma por mucho tiempo.

***

Casi lloro (¿o lloré?) cuando volví a escuchar, después de al menos cinco años, She Don’t Use Jelly.  Una vez alguien me la dedicó.

Tons luego vengo y me pongo a ver entrevistas, más más más quiero más Wayne Coyne y encuentro ésta, donde Coyne habla tan campante de lo que a mí me está tomando una novela dilucidar:

***

Llueve y me entristezco. Lo único bueno del día de hoy son las esperanzas de estos dos conciertos. Ah y un viajecito en puerta que promete mucho aire fresco.

5 thoughts on “Quiero ser Wayne Coyne

  1. Me parece que ser “premiario” es como ser “becario” y mira que yo soy una. Hay que hacer documentos y dedicarse a buscar las firmas y las cartas de recomendación, me imagino que ser “concursante” – porque premiario y si dan lana está más chido, es algo parecido. Creo que mejor tener una chamba, yo a veces me digo que ya quiero volver al mundo del día con día y dejar la vida de estudiante, a veces me imagino ya en el peor de los clichés, de mesera en el Oeste americano. Ah, yo acabo de descubrir que el 4 de noviembre que hay elecciones americanas estaré en NY, me encantaría escribir algo, ¿cómo se consigue una chamba periodística?

  2. yo me voy a perder a los flaming lips.😦

    pero el año pasado escribí/leí una conferencia sobre yoshimi. ya era fan del grupo. después de encerrarme a escuchar todos sus discos una tarde con afán investigativo me volví aún más fan.

    yo también quiero ser como wayne coyne. has oído el u.f.o.s at the zoo? es su disco en vivo. los speeches que se avienta entre rola y rola son preciosos.

    abrazo

  3. Hola Miriam, dame hasta el martes que te respondo por mail.🙂

    Heello Ernesto, ¡pero qué dices! qué desgracia perderte este concierto, en verdad.
    Ahorita estoy en mi momento Lips forever, así que me estoy metiendo un atracón de todos los discos incluyendo los discos en vivo. Pondré atención a los speeches! Nomás para delirar a gusto cuando venga el hombre de los chinos y yo me muera un poco en ese concierto.

    Un abrazo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s