Las presentaciones de libros

Ayer fui a la presentación del libro de una amiga muy querida (Los abismos de la piel, Lourdes Meraz, disponible en Gandhi) y odié al presentador. ¿Por qué siempre quieren jugar al retruécano gastado de “escribo que no escribí nada”. Éste además hizo esa horrible cosa de incluir la lectura de algunos párrafos del libro intercalada con su triste historia del perro que se comió su tarea de presentador y el taxista que le robó el libro. No tengo idea de cómo se llamaba el tipo, quizás era un escritor famoso y yo aquí defenstrando su imagen. Pero sinceramente, ¿a dónde quieren llegar los presentadores de libros con un chiste?

Mamá, el tipo que está allí enfrente me quiere contar un chiste y tengo que reírme a fuerzas… ¡mamá!

El subproducto de su ineptitud es a) nadie entiende de qué va la novela de mi amiga, b) el mal lucido presentador se da vuelve el patético protagonista de una noche que no es suya.

Plis no.

 

 

Advertisements