Breves, muy breves

Esa tormenta tropical se llama iDa, no iRa, si se llamara IRA sería huracán y le iría mejor mi nombre/hombre.

 

Advertisements

45 comments

Ya ya, perdón, la neta hoy me googlée.

Es que estaba googleando a gente que me interesa o de la que no sé nada hace mucho y como encontré casi a todos (qué onda con nuestra total falta de anonimato: hoy vi un comentario como del 2000 de un tipo con el que me flipaba en un foro viejo y me sentí totalmente fuera del lugar. No era para mis ojos ese comentario y haciendo cuentas sí era para mis años…qué poca madre, chingao, pinchi google retroactivo).

El caso es que el googleo de otros terminó por llevarme al maldito e improductivo autogoogleo que a su vez me llevó al blog de una chava que comentami blog seguido pero que no pone  link por lo que no hay forma de trackearla.

Otro blog que habla del mío reproduce (con crédito y todo, re buenas gentes) un post mío sobre el asesinito de Monterrey.

El que mató al hermanito de su novia.

Creo que acá en El Taza ese post tuvo tres comentarios cuando mucho. Allá alcanzó los 45 comments, sí siñor.

Todavía no decido si me puedo sentir orgullosa de tal hazaña bloguística.

Go figure.

***

Me divertí muchísimo leyendo los comentarios, dicho sea de paso.

El primero, un tal ‘Koyote Lagañas’,  me corrige algo que no dije nunca. Amo a la gente que comenta en los blogs. Nunca leen ni madres.

Además es fantástico si lo pienso bien: 45 personas me mentaron la madre o me dieron palmadita en el hombro y nunca les pude contestar porque le hablaban a un fantasma que era yo pero sin link.

Conclusión: tu blog es un fantasmablog, sin link no somos nadie.